Por Enzo Correa
23 Set 2020
entrevista
Orellano

El delegado Adolfo Orellano habló desde Venezuela sobre cómo se vive el buen momento de Nacional desde la interna del plantel.

Este miércoles por la mañana, el delegado integrante de la “burbuja sanitaria”, Adolfo Orellano, en entrevista con 100% Deporte de la Sport 890, conversó desde Venezuela sobre algunos temas de la interna tricolor, previo a la salida de la delegación.

El dirigente comenzó manifestando que el presente del Decano le genera “una alegría enorme”, y, además, explicó: “Vinimos hasta acá con un cuadro del cual de los 16 que entraron, 10 jugadores son de la cantera. Los gurises actuaron con unas ganas impresionantes”. 

“Nos trajimos tres puntos que hacen que tengamos el puntaje ideal, y fue un broche de oro a esta salida de Nacional porque este grupo es un grupazo”, acentuó. 

Sobre el sabor especial de ganar en Libertadores con jugadores mayormente formados por las formativas, Orellano, después de nombrar a los futbolistas pulidos en la cantera inagotable, dijo que “eso es el futuro, es el proyecto al que apunta Nacional, a potenciar lo que tiene sus juveniles, de tal forma que los chicos sepan que, esforzándose, lugar van a tener”. 

Sobre la experiencia novedosa de integrar una “burbuja sanitaria” y todos los temores que conlleva salir al exterior con la realidad que se vive en el mundo, manifestó que “el problema es el tema de la información. Nosotros vinimos a Venezuela sin una información fidedigna. Lo que teníamos era lo mismo que ustedes (periodistas), sueltos de prensa donde los periodistas venezolanos decían una cosa y el club otra, y no teníamos forma de confirmarlo”. 

“Lo que hizo Nacional con la 'burbuja' es lo que está planteado que se haga en el protocolo sanitario de Conmebol”, sostuvo. 

Orellano afirmó que “cuando las cosas se hacen bien, con seriedad y proyección de futuro, las cosas terminan haciendo bien, y acá se hicieron así”, y contó que “el viaje hasta acá fue largo porque vinimos a las 9 de la mañana, hicimos una parada en Santa Cruz de la Sierra para repostar combustible, que era de media hora y después se estiró un poco, después el viaje hasta El Vigía, en Venezuela, a una hora y media del hotel. Llegamos, cenamos, cansados, pero al otro día todo muy bien”. “El cansancio uno lo domina con el ánimo y la buena onda y a este grupo es lo que le sobra”, concluyó enfático sobre el tema. 

“Ahora el viaje, esperemos que sea un poquito más corto”, dijo sobre el retorno, porque espera que no ocurra lo mismo que en la ida con la demora de Santa Cruz de la Sierra. 

“Está previsto llegar a las 7 de la tarde a Montevideo, si es que no hay ninguna demora en Santa Cruz”, contó y detalló las escalas: “De Mérida a Santa Cruz cuatro horas y de Santa Cruz a Montevideo dos horas y media.” 

Consultado acerca de si algún jugador quedó golpeado o dolorido, el dirigente respondió que “guste o no guste son 1600 metros, que no hace a la cosa, pero es altura. El pasto estaba alto y habían 23, 24 grados de temperatura. Si ponés todos esos ingredientes, te come piernas, cansa y demás”. Cerró diciendo que están cansados, sí, pero que “está todo muy bien, no hay ningún tipo de problema de salud, la delegación está diez puntos”. 

Enzo Correa

Foto de portada: Captura de Fox






SEGUINOS

Crear una cuenta



Ingrese a su cuenta